EL RENCOR

04.01.2013 14:50

¿QUÉ ES Y CÓMO NOS AFECTA EL RENCOR?

 

Es un sentimiento de rabia y odio hacia una persona que nos ha traicionado, humillado o rechazado y queda, y ese sentimiento queda grabado en nuestra memoria.

 

El vivir con ese odio y rabia nos va a pasar factura, porque cuando la energía que tenemos se emplea en mantener vivos esos odios y rencores se nos va agotando la energía para realizar alguna tarea, nos encontraremos débiles, flojos o incluso apáticos. Tu energía disponible no es suficiente para avanzar. Por otra parte, nos lleva a tratar de protegernos para no sentir dolor de nuevo (las típicas personas que se escudan bajo una coraza), lo que repercute nocivamente en nuestras relaciones con los demás: están a la defensiva, no nos permitimos sentir por si nos hacen daño…
 

¿Cómo podemos liberarnos del rencor? 

 

Mediante el perdón. Es necesario un perdón sentido, sincero y auténtico.

 

¿Y cómo se consegue esto?

 

El perdón se consigue con la comprensión, poniéndose en el lugar de la persona que nos ha ofendido, entender sus sentimientos y como vive él la situación. Si logramos probablemente, nos daremos cuenta de que esa persona simplemente no lo supo hacer mejor, que no actuó con maldad.

 

También se puede dar el caso que esa persona haya actuado con maldad, para eso diremos luego como solucionarlo.

 

¿En qué consiste el perdón? 

 

Consiste en liberamos del rencor acumulado y dejamos que cicatricen nuestras heridas. De ahí que perdonar sea una oportunidad para cerrar ciclos y poder disfrutar del presente. El perdón nos ayuda a cerrar ciclos y liberarnos del peso que llevamos en nuestra "mochila emocional". Además pensrar que para perdonar no necesitamos estar ante nuestro agresor, es una decisión interna.

 

¿Por qué nos cuesta tanto perdonar?


Porque consideramos que es un regalo inmerecido que hacemos a quien nos ha agraviado. Solemos creer que perdonar a quien nos ha hecho algo “malo” es un acto de generosidad. Y a menudo, nuestro orgullo y nuestro ego se alían para que lo concedamos sólo a quien se ha disculpado previamente. Sin embargo, ¿quién sale ganando cuando perdonamos? La persona que nos ofendió se sentirá más o menos aliviada, pero nosotros nos liberaremos de una nociva carga emocional que muchas veces nos impide avanzar en nuestras relaciones. Sabemos que  hemos perdonado cuando podemos hablar y recordar el hecho sin que se nos remueva algo en el cuerpo.

 

Recuerda una cosa, perdonar no significa restarle importancia a lo ocurrido o decir que no importa lo que haya pasado y olvidarlo, significa liberarnos de un pensamiento debilitante, acompañado de sentimientos y emociones negativas que mantenemos sobre un hecho o alguna persona que nos ha ofendido. Deshazte de esa mochila emocional que no necesitas en tu camino y continúa hacia adelante.

 

 

 

Contacto

Jessica Pedrero Gómez: Socióloga, Especializada en Psicología Social, Experta en Coaching Personal y Monitora de Mindfulness y Risoterapia.

Nuria Motis Boix: Trabajadora Social, Especialista en Arteterapia y Creatividad, Máster en Coaching social para la Motivación y los Procesos de Cambio y Monitora de Musicoterapia.

634 55 18 82
615 99 09 27
rietequieretesuperate@hotmail.es